lunes, junio 26, 2006

Igor Medio


Ayer, 25 de junio, mirando el blog de mi amigo Jorge Ivan Ardiz, me enteré de la muerte de Igor Medio.
Uno de los recuerdos mas gratos que tengo del Salón del Comic de Avilés celebrado del 2 al 14 de septiembre de 1997, en el que estuve acogido un par de noches en casa de Javi Rodriguez, fué cuando, para desplazarnos de Gijón a Avilés, lo hicimos en un antiguo escarabajo blanco conducido por Igor Medio.
El paisaje asturiano, el solecito, la buena conversación y la personalidad del propio coche hicieron que ese pequeño trayecto fuera una verdadera delicia.
Resulta irónico que uno de los recuerdos mas entrañables que tengo de Igor medio esté relacionado con la carretera. Una carretera que se llevó por delante, este fin de semana, la vida de Igor y, al mismo tiempo, la de Carlos Redondo, uno de sus compañeros en el grupo musical Felpeyu.

Igor Medio, creador de “Little Memo”, “La Familia Castañón” y colaborador junto a Javi Rodriguez en “Love Gun” se nos ha ido.

Desde aquí mi mas sincero pésame a sus familiares y amigos, a los que uno mi propia pena.

Un abrazo, Igor, allí donde estés.

(En la imagen: Javier Pulido e Igor Medio en aquella inolvidable cena en una sidrería de Avilés. Año 1997)

6 comentarios:

Antonio dijo...

Supongo que nadie ha comentado nada aqui porque son pocos los lectores de este blog los que le conocen. O porque ante una muerte las palabras siempre se quedan cortas. Creo que hablo por todos cuando digo que ante este post nadie ha quedado indiferente.

Desde aqui te envio mis condolencias.

JaviRDEZ dijo...

Gracias, Sergio. Un abrazo.

Jorge Iván Argiz dijo...

Hola SERGIO:

Unas bonitas palabras. Un abrazo

Sergio Bleda dijo...

Gracias a vosotros por pasar por aquí.
La verdad es que estuve tentado de no dar opción a dejar comentarios en esta entrada. No hay mucho mas que decir.
A parte de remarcar lo buena gente que era Igor y lo dificil que será superar su ausencia para sus amigos y familiares.
Pero eso ya lo sabeis.
Un abrazo.

David Muñoz dijo...

Hostia... ahora acabo de recordar que justo cuando tú te fuiste de casa de Javi llegué yo con mi novia. De hecho me parece que la primera vez que oi hablar de ti fue porque Javi me lo comentó. Lo mismo me falla la memoria, pero me parece que fue así. Y a nosotros también nos llevaba y traía Ígor de Gijón a Avilés, lo que pasa que yo juraría que el coche era un 850 o un 600, algo así, canijete y lentorro, de otra época. Con él, el viaje duraba el doble de lo normal y se convertía en una tertulia. Qué bien lo pasamos aquel año...

Sergio Bleda dijo...

Si, era un 600, es verdad.
Lo pasamos genial.
Un abrazo David, te linko tu estupengo blog.